Fact Check: Argentina

Hace850 días, 6 horas, 2 minutos

SINCE RUFO EXPIRED

Receive email alerts

ATFA introduce nuevas Cartas para la Ruta del Dinero

Hoy la campaña de FactCheck Argentina.org “Rastree el dinero” presenta cuatro cartas nuevas. Cliquee en factcheckargentina.org/followthemoney/  para bajar las suyas.

Hemos tenido una respuesta espectacular de nuestros lectores respeto de la primera serie que lanzamos la semana pasada, y esta nueva serie se propone seguir el ímpetu en torno a la exposición de la corrupción en Argentina.

La flamante serie de cartas otorga todavía más color a la red de Lázaro Báez con la presentación de la carta de Leonardo Fariña:

Farina-ES-PSD

En Ingles

Antes que nada, estamos sumamente agradecidos a nuestros fans quienes nos inspiraron a desarrollar la carta de Fariña con sus pistas, consejos y propuestas. ¡Sigan mandando ideas!

Leonardo Fariña es todo un personaje, con datos pintorescos acerca de su vida que hacen de él una gran incorporación a la serie de cartas. Anteriormente empleado por Báez, Fariña concedió una entrevista sobre la red de lavado de dinero de Báez al periodista justiciero Jorge Lanata, que salió al aire en abril de 2013. Mientras trabajaba para Báez, Fariña obtuvo cientos de millones de dólares de financiación para Báez del Banco de la Nación Argentina, el banco del estado.

Fariña fue procesado por evasión agravada y lavado de dinero en 2014. Fíjese en la foto genial de su Ferrari.

Además de Fariña, hay otros recién llegados en esta nueva serie, como:

  • La adquisición de Ciccone, un pantallazo de la movida del vicepresidente Boudou para asirse de esta imprenta especializada en la producción de documentos con medidas de seguridad.
  • Southern Securities, una empresa fantasma con domicilio en Nueva York con vínculos a múltiples escándalos de corrupción en Argentina.
  • Miguel Zacarías, narcotraficante de efedrina e íntimo de la presidente Kirchner

Esperamos que se diviertan con esta última edición de las Cartas de la Ruta del Dinero de ATFA. Tenemos muchos más que presentar, y esperamos que nos sigan mandando pistas, consejos ¡e ideas geniales!

Argentina pierde otra vez en la Corte Suprema de los EE.UU. La Nación publica una nota sobre la facturación de Cleary Gottlieb

Ayer, la Corte Suprema de los EE.UU. rechazó otra maniobra dilatoria del gobierno argentino, al intentar impugnar por segunda vez en la Corte Suprema un laudo arbitral  de 185 millones de dólares a favor de British Gas que la Corte Suprema había vuelto a instar en su sentencia de marzo 2014.

Esta vez, Argentina pidió a la Corte que revisara el laudo arbitral en base a un nuevo fundamento, la falta de independencia del árbitro. La Corte se negó a tratar el caso.

No debería de sorprender que Argentina se niegue a pagar a British Gas, dada su trayectoria de hacerle caso omiso a sus deudas. Pero lo interesante de este caso es que lo haya apelado en primer lugar. Era muy poco probable que esta iniciativa tuviera éxito, pero los abogados de Cleary Gottlieb siguieron adelante y lo presentaron de todas formas.

Hablando de Cleary, ayer La Nación informó que el estudio jurídico ha facturado casi u$d 400 millones en honorarios a Argentina durante los últimos doce años, y que sus abogados senior, incluyendo a Jonathan Blackman, cobran más de u$s 1.000 por hora. Muchos expertos han especulado sobre el sentido y manejo de las estrategias de litigación promovidas por  Cleary, así como la calidad del asesoramiento que provee a Argentina, incluyendo su recomendación que Argentina entre en default respeto de su deuda, lo cual le está causando mucho daño económico a su cliente.

Hace unos meses, el periódico American Lawyer publicó una nota que podría explicar el porqué de todo esto. El artículo reportó la “caída en litigación”  que está experimentando Cleary y repasó una serie reciente de casos de alto perfil que Cleary ha perdido para sus clientes, incluyendo a Argentina, Rusia y Google.

En el verano del hemisferio norte, Cleary fue expuesto por aconsejar un curso de acción poco ortodoxo a su cliente cuando los medios revelaron su identidad como Firma de Abogados 1 en la investigación realizada por el Departamento de Justicio del banco francés BNP Paribas. Según los informes, Cleary le habría aconsejado a su cliente BNP Paribas que “podría evadir las penalidades estadounidenses si canalizara las transacciones sudanesas a través de un banco estadounidense no afiliado.”

Aunque el hecho de señalar todos estos ejemplos pueda parecer pesado para algunos de nuestros lectores, pensamos que es importante seguir planteando preguntas sobre el rol de Cleary y la responsabilidad que le atañe a la hora de dilatar la posibilidad de una solución y empeorar el ambiente tóxico entre Argentina y sus acreedores. Los acreedores han intentado sobradas veces negociar un acuerdo con los líderes argentinos solo para encontrarse con una obstrucción tras otra. No cabe duda de que el default y la evasión no conforman una buena estrategia para la gente argentina, y ésta tampoco ha tenido mucho éxito en la corte. Los estudios jurídicos de ambas partes deberían facilitar el diálogo y la solución, y Cleary debe hacer lo que le corresponde.

La Presidente Kirchner enfrenta a Nancy Soderberg

El viernes pasado, mientras comenzaban las rondas de dulce o truco acá en los Estados Unidos, llegó la noticia que la Presidente Kirchner había enviado una extraña misiva de cinco carillas  al Presidente Obama amenazando con graves consecuencias para la relación bilateral entre los Estados Unidos y Argentina en caso de confirmarse que “la copresidenta de la American Task Force Argentina (ATFA)” había sido nombrada en un puesto que en realidad ocupa desde 2011

El tono condescendiente de la carta que envió Cristina por Twitter al presidente de los Estados Unidos se aprecia mejor cuando expresa con ironía su esperanza que “se trate simple y felizmente de un caso de homónimos.” Cualquiera fuese el objetivo de Kirchner, esta carta es el mejor ejemplo de lo desvalorizado que se ha vuelto la política extranjera de Argentina desde la ocasión en que el Canciller Héctor Timerman amenazó al agregado comercial de la Embajada de los Estados Unidos Kevin Sullivan en septiembre.

Cristina no se limitó a enunciar sus objeciones al nombramiento de Soderberg. Acto seguido acusó a los EE.UU. de proveer armas a delincuentes mexicanos. Esto concuerda con las sospechas que expresó en ocasión de su discurso en las Naciones Unidas cuando acusó a los EE.UU. de armar a los terroristas de la República Islámica de Irán y declaró que los videos mostrando el asesinato de ciudadanos norte americanos y británicos parecían ser producciones de Hollywood . También acusó a Soderberg de inventar las preocupaciones que han sido reportadas en muchísimos medios sobre la influencia del narcotráfico en las fuerzas de seguridad del gobierno argentino y las autoridades provinciales y municipales. En realidad, los temores de un “narco-estado” no fueron expresados por Soderberg sino por funcionarios electos en Argentina.

Vimos que la carta sobre Nancy Soderberg gatilló escarnio universal en los medios sociales argentinos. Periodistas, economistas, académicos y personas de todas las edades expresaron vergüenza ajena sobre la última diatriba de la presidente.

We’ve noted that the letter about Nancy Soderberg set off almost universal derision on social media in Argentina.  Journalists, economists, academics, people of all ages, expressed their embarrassment over their President’s latest tirade.  El humorista Alejandro Borensztein, combinó sátira con un sentimiento de frustración sobre el impacto que tendrá sobre la imagen del país y cuan desubicada está la Presidente respeto de lo que es la vida cotidiana en Argentina:

“Y la verdad es que no podemos seguir viviendo alterados todo el santo día como viene sucediendo. Háblenle, háganla entrar en razón, explíquenle que todavía falta un año, que todos lamentamos mucho que Ella haya perdido las elecciones y no tenga una nueva reelección, que otra vez será, pero que después de 2015 tenemos que seguir comiendo y no puede romper todos los platos antes de irse, ok?”

Borensztein, como muchos otros argentinos, también elevó una incongruencia clave en la carta de Cristina sobre Nancy Soderberg. Luego de años de despotricar sobre la importancia de respetar la soberanía argentina, la presidente argentina tuvo la temeridad de exigir su derecho de veto de las nominaciones del presidente de los Estados Unidos o del Congreso de determinadas personas en las juntas administrativas de su propio país. Y mientras tanto, Cristina ha nominado a decenas de personas con un odio público y agresivo contra los Estados Unidos —su gobierno, su gente y su estilo de vida –a puestos en su Gabiente.

Los gobiernos kirchneristas han donado millones de pesos en fondos públicos a Hebe de Bonafini, fundadora de las madres de Plaza de Mayo, que dijo poco después de los atentados del 9/11 en Nueva York y Washington que se puso “contenta” al enterarse de los atentados y la muerte de miles de estadounidenses fue merecida. Dijo estar “contenta” al enterarse que los Estados Unidos había sido víctima de estos atentados y que “ no me doiió para nada”. (¿Será la misma Hebe de Bonafini, Presidente Kirchner? ¿O meramente un caso de homónimos?)

Luis D’Elia, ex miembro de Gabinete, quien siempre se sienta en primera fila  en la ocasión de los discursos de Cristina en la  Casa Rosada es un conocido anti-Semita quien culpa a los norteamericanos  y a los Judios de todos los males de la humanidad y abiertamente apoya el grupo terrorista Hezbollah y el gobierno iraní . Muchos de los medios propiedad del gobierno o financiados por el gobierno publican asiduamente una importante cantidad de notas en contra de los Estados Unidos, frecuentemente subidas de tono. Pagina/12, que ha recibido millones de pesos de los gobiernos kirchneristas, publicó un dibujito racista  del Presidente Obama, con el epígrafe “Obama Camarero”. La nota al lado, publicada el 25 de octubre aparentemente habría sido la inspiración de la carta que mandó la Presidente a Obama sobre Soderberg. Así que, ninguna de estas cuestiones que plantea la Presidente argentina deben ser tomadas en serio, teniendo en cuenta la tremenda hipocresía que emana la carta.

Nancy Soderberg tiene un amplio conocimiento de muchísimos temas, incluyendo un importante aporte proveniente de su experiencia en el sector privado que permite la desclasificación de documentación en el departamento de los Archivos Nacionales. Soderberg no es “un funcionario del gobierno” sino un representante del sector privado que participa de un Grupo Asesor. Y, ya que estamos, la Administración de Archivos e Historiales Nacionales no se encuentra en la Casa Blanca. (Quizás la desafortunada y aislada Embajadora Cecilia Nahon debería consulta un mapa e informarle a Axel.)

Nancy Soderberg ha abogado desde un lugar serio y atento por la celebración de un acuerdo entre Argentina y sus acreedores. Todas sus declaraciones escritas y públicas son coherentes; también recordó a la Presidente Kirchner que su propio gobierno se comprometió por escrito a respetar los fallos de las Cortes estadounidenses, cualesquiera fuesen, y que habían cedido su jurisdicción a favor de las mismas voluntariamente. No cabe duda que es ésta la razón verdadera por la cual la Presidente Kirchner está escribiendo cartas, enviando tweets enojados y dando asombrosos discursos televisados en cadena nacional sobre conspiraciones oscuras e imaginarias. No le gusta que le recuerden sus compromisos pasados. Pero no importa.

El mensaje de ATFA a la Presidente Kirchner no ha cambiado: todavía hay tiempo de sentarse a negociar, acordar con sus acreedores y concluir este conflicto que nunca tuvo que haber comenzado en primer lugar.

Mossack Fonseca: Un participante clave en la ruta del dinero Báez

Mossack Fonseca, el despacho jurídico panameño, ha desarrollado una compleja red global de compañías fantasma que, según declaran los fiscales argentinos, han servido los intereses de Lázaro Báez. La red depende de compañías fantasma en Nevada, nominalmente controladas por compañías fantasma en las islas Seychelles, constituidas en respuesta al pedido de abogados de todas partes del mundo quienes en realidad trabajan para la sede de la firma en Panamá. Las investigaciones argentinas han vinculado miles de millones de dólares de activos tangibles a esta red que engloba a cuatro continentes.

Mossack Fonseca Map_d7_Spanish

En Inglés

El papel que desempeña Mossack Fonseca en la corrupción argentina y en la red de Lázaro Báez ya fue tratado, de manera indirecta, en un informe presentado por el fiscal José María Campagnoli en mayo de 2013. Lo que Campagnoli no dijo, pero que se ha podido confirmar en sendas investigaciones desde entonces, es que Mossack Fonseca fue la responsable de armar estas empresas e integrarlas en una compleja red de empresas fantasma que abarcó cuatro continentes.

Campagnoli nombró a unas 120 empresas en Nevada integrantes de la red de Báez, identificó múltiples adquisiciones en Sudamérica y confiscó sus activos en Argentina. Dichos activos incluyen participaciones en el accionariado de fondos de inversión, propiedades en torres de departamentos de lujo y shoppings, entre otros. Todas las compañías fantasma en Nevada fueron armadas por un solo agente registrado; MF Corporate Services,  que vendría a ser una subsidiaria de Mossack Fonseca, especialista en la creación de empresas fantasma en el propio estado de Nevada.

Todas las empresas fantasma en Nevada que figuran en la investigación de Campagnoli, relacionadas con Báez, son o fueron controladas por una sola empresa fantasma en las Islas Seychelles: Aldyne Ltd., que aparece en el registro mercantil de la Secretaría de Estado de Nevada como el gerente de dichas empresas. (Cuando explotó el escándalo Báez en abril del año pasado, muchas de estas empresas fueron desmanteladas o modificaron la composición de su directorio). En casi todos los casos, Aldyne figuraba como el único miembro del directorio. Aldyne declara estar domiciliada en las oficinas de Mossack Fonseca en las Islas Seychelles. La gran mayoría de estas compañías fueron capitalizadas mediante un pago de u$s 10,000 realizado por otra empresa fantasma con domicilio en las oficinas de Mossack Fonseca: Gairns Ltd.

Muchas de las empresas en Nevada fueron fundadas a pedido de los empleados de Mossack Fonseca que trabajan en una de las decenas de sus oficinas en el extranjero. Es altamente probable que los empleados extranjeros de Mossack Fonseca hayan tenido un contacto más frecuente con el cliente final, en este caso, con la red de Báez. Hay un ejemplo en Uruguay, donde el abogado Juan Pedro Damiani trabajó con la filial de Mossack Fonseca en Montevideo y con MF Corporate Services para constituir una serie de empresas en Nevada vinculadas con la red de Báez.

De manera similar, muchas de las empresas fantasma en Nevada fueron constituidas a pedido de las oficinas de Mossack Fonseca en Lugano, Suiza, un concurrido centro de lavado de dinero en la región de habla italiana del país. Muchas de las empresas fantasma fueron creadas con compañías “hermanas” basadas en Lugano. Y estas compañías hermanas en Lugano siempre declaraban estar domiciliadas en las oficinas locales de Mossack Fonseca. Lugano ya se hizo presente en el escándalo Baéz al ser el domicilio de Helvetic Services Group, la compañía pantalla de Báez utilizada por el empresario para mover u$s 65 millones en bonos soberanos en 2012 y 2013. Según Google Maps, unos escasos 700 metros separan las oficinas de Mossack Fonseca de Helvetic.

Mossack Fonseca fue fundada en 1977 por Jurgen Mossack, un expatriado alemán, y Ramón Fonseca, autor y conocido político panameño. La empresa opera en todo el mundo, con un énfasis particular en paraísos fiscales como las Islas Vírgenes Británicas, la Isla de Man y Anguilla. También tiene oficinas y subsidiarias en los Estados Unidos, en Wyoming, Miami, y Las Vegas.

El sitio web de la compañía detalla una serie de sectores clave en los cuales trabaja, pero se conoce principalmente por su práctica de establecer empresas fantasma que ocultan la identidad del usufructuario de sus activos. Ha establecido miles de empresas fantasma apenas en Panamá, y probablemente haya hecho lo mismo en las otras jurisdicciones donde opera.

La probada habilidad de la firma para armar empresas fantasma es de especial utilidad para toda persona cuyo objetivo es ocultar la ubicación de los activos obtenidos a través de actividades ilícitas. No es de sorprender, entonces, que sea la elección preferida por políticos corruptos y sus allegados cuando se trata de mover sus activos. Estas empresas fantasma han aparecido en varios casos de corrupción en América Latina, y también en investigaciones sobre intereses que pertenecerían a Bashar al-Assad y Muammar Gaddafi.

Kicillof en la mira de la corrupción

Parecería que el Ministro de Economía Axel Kicillof ha estado siguiendo los pasos de su antecesor, el actual vicepresidente, Amado Boudou, procesado por hechos de corrupción.

El martes, en una nota titulada “Complica a Kicillolf una denuncia que lo vincula con un fondo de inversión y un banco extranjero”, Infobae report que:

“El ministro de Economía Axel Kicillof podría transformarse en el tercer titular de ese ministerio en ser procesado por la Justicia en gobiernos kirchneristas si prospera una denuncia de corrupción por su presunta vinculación con un fondo de inversión y un banco internacional. Esta denuncia penal contra el ministro fue realizada por el ciudadano Ricardo Juan Mussa.”

El querellante denunció una serie de delitos incluyendo, pero de ninguna manera de forma limitada “el Incumplimiento de los deberes de funcionario público…  Encubrimiento, Enriquecimiento Ilícito, Asociación Ilícita, Lavado de Dinero, Estafa y Otros”. Kicillof habría instruido al Banco Central a vender u$s 200 millones de bonos de manera ilegal con potenciales beneficios para su socio Diego Marynberg y quizás a sí mismo.

La denuncia también dice, con referencia al Ministro y su vice Emanuel Aálvarez Agis, que “es de conocimiento público, que todo el poder del Estado está en sus manos, no porque se los haya votado, pueden disponer del Erario Público, como si fuera un bien propio”.

Mussa solicita que se llamen a prestar declaración determinados individuos, como algunos periodistas de Clarín y el ex presidente del Banco Central, Juan Carlos Fábrega, acerca de este tema. Infobae observa que “Fábrega conoce toda la operatoria sobre los millonarios beneficios que algunos empresarios kirchneristas recibieron desde el Banco Nación y también sabe cómo el BCRA ha autorizado de manera discrecional el giro de utilidades al exterior y de ventas de bonos como el que señala la denuncia de Mussa”.

Estas investigaciones de corrupción parecen haberse convertido en una tendencia en la administración de CFK. ¿Cuanto falta para que la misma Cristina sea objectivo de tales investigaciones?

Page 10 of 21« First...89101112...20...Last »